Pie zambo de mayor

pie-zambo-de-mayor

¿Cómo va a ser de mayor el pie zambo de mi bebé?

Después de pasar por la fase de enyesado con tu bebé – etapa muy dura que triplica (o más) el estrés habitual con un recién nacido, las cosas se tranquilizan un poco. Ya se acabaron las visitas semanales a la sala de yesos. Se acabó la preocupación con la tenotomía. Ahora ya está más tranquilo con sus botas y barra.

Estás feliz de ver cómo se ha corregido el pie – ¡está prácticamente normal! – pero, empiezan nuevas dudas:
-Podrá correr?
-Tendrá que utilizar zapatos especiales (ortopédicos)?
-Qué forma tendrá el pie?
-Tendrá una cojera?

Tranquilo/a, te lo voy a explicar:
En líneas generales, salvo complicaciones, el pie será normal.

¿Podrá correr? Actividad física

Tu hijo/a podrá tener una vida plena sin limitaciones. No tendrá menor fuerza al correr, saltar, pedalear, nadar o chutar un balón. Hay que recordar que hay deportistas profesionales con pie equinovaro como Mia Hamm (futbolista femenina), Troy Aikman (quarterback de fútbol americano) y Steve Gerrard (futbolista), entre otros.

Zapatos especiales

Si la corrección es completa y su médico no se lo ha prescrito, no precisará el uso de calzado especial. ¡Podrá utilizar los zapatos que más le gusten!

Aspecto del pie y la pierna

El pie zambo corregido es un poco más pequeño que el pie sano. La pantorrilla será más delgada. Ambos aspectos pasan completamente desapercibidos para la persona común.
Puede ser que también tenga una pierna un poco más corta que la otra pero, en raras ocasiones, más de 2 cms de diferencia. Si presentase molestias, se puede colocar un alza dentro del zapato.

Resumiendo

El pie zambo corregido no impide llevar un vida plena y sin limitaciones.

Instituto Downey

Sigues teniendo dudas? Hablamos? ¿Aún no tienes claro qué hacer?
Déjame un mensaje y me pondré en contacto contigo.

+34 954 610 022

info@instituto-downey.com

Camino del Silo, Expolocal -Sevilla

El Instituto Downey forma parte del Grupo Orthopediátrica